Luis Molina

tecnologías de la información, experiencias, conocimiento

Introducción: algo de historia

leave a comment »

Desde 1998 no he parado de trabajar en la web, pero ya antes tenía el gusanillo de llevar a cabo mis propios proyectos y siempre he estado metido en “líos” de diferente índole: ya fuera un trabajo de clase o una actividad en mis grupos scouts, organizando algún viaje con los amigos o haciendo sitios web para distintos clientes.

Ahora quiero lanzarme al mundo empresarial con mi propio negocio de consultoría web, por definirlo de alguna manera. Soy capaz de ofrecer un servicio integral de diseño y desarrollo de aplicaciones empresariales en entorno web, desde un sitio web sencillo que sirva como imagen corporativa hasta una compleja red de aplicaciones interconectadas entre sí que sirvan como plataforma completa de gestión de una empresa.

Ello se debe a mi experiencia durante los últimos diez años en el sector de las llamadas nuevas tecnologías, que por cierto siguen siendo inexplicablemente “nuevas” desde hace al menos 15 años. Mi primer contacto fue en el instituto haciendo programas en Pascal y luego Delphi, pasando luego al diseño de páginas web con cierta funcionalidad usando CGI en Perl hasta que llegué a PHP3 de la mano de un proyecto para montar una web de anuncios relacionados con el sector aeronáutico.

A partir de entonces sentí una enorme atracción por el horizonte que abría el uso de Internet, cosa que ahora no voy a descubrir aquí. Así que fui aprendiendo y trabajando, trabajando y aprendiendo, entre mis tareas de la Facultad de Informática, mis pinitos en casa durante noches y fines de semana en plan autodidacta, las webs para gente de mi entorno, cursos, fotocopias, pruebas y más pruebas con sus correspondientes errores y más errores, tropiezos y chascos y, cómo no, satisfacciones y alegrías por ir avanzando tanto en conocimientos como experiencia.

Luego llegó la posibilidad de trabajar en una editorial malagueña en la que tuve la oportunidad de desarrollar mis habilidades de periodista/escritor aficionado, ya que me encargaron la coordinación de una revista llamada “Webmaster” cuyos contenidos iban desde artículos técnicos o de diseño web hasta asuntos legales relacionados con Internet, pasando por temas como teletrabajo o comercio electrónico y alguna que otra columna de opinión. También llegamos a publicar artículos traducidos de una estupenda revista norteamericana conocida como “Web Techniques”. Gracias a los estupendos compañeros (y algunos aún amigos en la actualidad) que tuve en esta etapa me introduje en el mundo del diseño gráfico y web más a fondo, comenzando a tocar algo de Flash y otras herramientas de ilustración orientadas a la web.

Más o menos por aquella época de la revista (años 2000 y 2001) comencé a desarrollar proyectos web como freelance, el más importante de ellos en mi opinión el que hice (y aún realizo tareas de mantenimiento a día de hoy) para la Fundación Picasso de Málaga. Me gusta destacar de este trabajo la sección del Centro de Documentación ya que es posible consultar los fondos de los que disponen gracias a la herramienta que diseñé para publicar esos fondos en una base de datos MySQL accesible mediante PHP, realizando un buscador bastante completo para acceder a cualquiera de las categorías de las que disponen.

Luego vinieron otras webs como las de empresas de compra/venta de barcos de recreo, trabajos freelance para empresas del PTA (Parque Tecnológico de Andalucía, en Málaga), webs para cooperativas olivareras de Jaén… También vinieron muy malas experiencias como el haber trabajado para una empresa y que luego no te pague, cosa que viene muy bien para aprender a posicionarse e incluso a estimar de una manera distinta el trabajo realizado. También se aprende a calar a la gente.

En 2002 comencé a trabajar para una empresa en Marbella, de la que ahora me “despido” para montar mi negocio. Aquí hemos desarrollado un conjunto de aplicaciones en entorno web (plataforma Suse Linux, Apache, PHP, Oracle) para el principal cliente, Cash Converters España, que permite gestionar toda la cadena de franquicias en España y Portugal desde el punto de venta (cada una de las tiendas) hasta el nivel de decisiones operativas (la dirección de la cadena a nivel nacional). También he tenido aquí la oportunidad de formar a personal interno de la empresa en distintas áreas, como tecnologías web o gestión de bases de datos Oracle.

Estos seis últimos años han estado llenos de trabajo, aprendizaje técnico, desarrollo personal, ampliación de conocimientos, momentos de expansión y momentos de introspección, que me han llevado a la situación en la que me encuentro hoy: soy una persona emprendedora, con muchas ganas de trabajar porque además me gusta lo que hago, con interés en variados asuntos (desde arte hasta filosofía o psicología, además de la informática) y con ganas de usar mis conocimientos y mi experiencia para ayudar a que las empresas, es decir, las personas que las componen, puedan realizar sus labores con satisfacción, tranquilidad y confianza.

Written by Luis Molina

20 mayo 2008 a 16:58

Publicado en Artículos

Tagged with , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s